En nuestra sociedad actual lo que impera es atender los deseos del Ego. Tratamos de hacer más, conseguir más, ser más, etc…. Y todo ello nos lleva a una espiral de insatisfacción permanente. Fruto de esa insatisfacción, y de ser ese hámster en la rueda corriendo permanentemente sin llegar a ningún lado aparece por puro cansancio la apatía. Todos, en alguna ocasión nos hemos instalado en la apatía.

Hay una fuerza motriz más poderosa que el vapor, la electricidad o la energía atómica: la Voluntad.  Albert Einstein

Como bien decía mi yaya, la voluntad mueve montañas, y así es. Nada se consigue desde la apatía.

10 puntos de la apatía  

Las sociedades son apáticas y ni siquiera la evidencia de los hechos las conmueve o las mueve. Si no hay resistencia se puede llevar a las sociedades donde quiera. José Saramago

La apatía puede ser individual o colectiva, y se caracteriza por los siguientes aspectos:

  1. Es la mejor manera de frustrarnos porque el Ego nunca está satisfecho.
  2. Bajo nivel de iniciativa.
  3. Desinterés total por todo.
  4. Indiferencia.
  5. Falta de espontaneidad.
  6. Peligrosa zona de confort: me conformo, nada cambia, nada hago.
  7. Sumisión.
  8. Más vale lo malo conocido que lo bueno por conocer.
  9. No me responsabilizo de mi situación: la crisis, la sociedad, el dinero, el….
  10. Vendrá alguién a salvarme, y por consiguiente, actúo como víctima y me desempodero.

Como podemos ver en la viñeta anterior, desde la apatía, cuando nos preguntan: “¿ Qué piensas o qué puedes hacer?” , la respuesta es demoledora: Nada.

Os dejo una pregunta para vuestra reflexión: “¿A quién le puede interesar tener una sociedad apática formada por individuos apáticos?”.

10 puntos de la voluntad

La voluntad es el motor, es la fuerza que nos empuja a hacer algo con un propósito, con un sentido. No es un hacer por hacer. Las principales características de la voluntad son:

  1. Refuerza y nutre nuestra autoestima.
  2. Necesaria para tener éxito en aquello que emprendamos.
  3. Nos empodera: podemos hacer para cambiar las cosas.
  4. Nos Responsabiliza.
  5. Ya.
  6. Aporta para ti mismo/a y para todos.
  7. Atiende a las necesidades del Ser y desarrolla nuestra espiritualidad.
  8. Genera una sensación de logro.
  9. Ayuda a enfrentar miedos e inseguridades.
  10. Nos ayuda a superar fracasos.

Como podéis observar la energía de la voluntad nos conecta con nuestra dimensión espiritual y nos permite seguir desarrollando nuestro camino evolutivo tanto el colectivo como el individual.

Conclusiones

Con estas dos energías opuestas, tenemos una elección personal  colectiva que podemos realizar en estos momentos. Nosotros decidimos: Conformarnos, o Tratar de Cambiar la sociedad o a nosotros mismos. La diferencia entre dos situaciones iguales es la elección que hacemos ante esa situación. Mientras unos se suelen conformar y se anestesian ante la televisión, otros tratan de cambiarse a si mismos, para aportar su granito de arena al mundo. Si os fijáis es una elección.

Desde la apatía buscamos excusas,  y desde la voluntad buscamos alternativas.

En los procesos de akáshicos con coaching, justamente trato de ayudar a las personas a:

  • Ver desde una perspectiva más amplia para que puedan encontrar un mayor número posible de alternativas a esa situación
  • Dotarlas de herramientas; y
  • Complementando con la sanación akáshica, lo que trato es aligerarle la carga negativa de esa persona para que pueda afrontar la situación con mayor optimismo y voluntad.

Si necesitas cambiar la apatía por la voluntad y ponerte las pilas una sesión de akáshicos con coaching puede ayudarte para dar un primer empujón y tomar impulso en tu vida.

 

Ejemplo de voluntad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies